42017Sep
Ventajas y desventajas de anunciarse en Facebook Ads

Ventajas y desventajas de anunciarse en Facebook Ads

Desde hace algunos años, Facebook viene creciendo en el desarrollo de su plataforma de anuncios. Hoy en día, se ha convertido en un interesante lugar para hacer visible nuestro negocio, incluso mejor que AdWords en algunos casos. Aquí hacemos un análisis de sus principales ventajas y desventajas.

Facebook es sin duda la principal red social del momento. Ha crecido estrepitosamente en los últimos años. Casi todas las marcas de renombre han montado sus comunidades sobre Facebook, utilizando fanpages en las cuales sus seguidores interactúan de una manera mucho más directa con sus proveedores de productos y servicios. Han surgido hasta nuevos puestos, como son gestores de redes sociales, los community managers, que se dedican exclusivamente a manejar estas comunidades virtuales y crear contenido para actualizar de manera constante estas páginas. Pero Facebook también posee una estructura de anuncios de pago, que en los últimos años ha crecido a un ritmo asombroso.

Si bien Google continúa siendo el rey de la publicidad online, poco a poco Facebook está empezando a competir con AdWords. Lejos de la performance de Google, que tiene más de una década de experiencia en la gestión de anuncios, la red social ofrece algunas alternativas que pueden ser de gran utilidad para un anunciante, más allá de los anuncios de texto en el buscador. Muchos no lo saben, perolos anuncios de Facebook no se limitan a la generación de fans (promoción de fanpages y de posts) sino que también es posible popularizar cualquier sitio web a través de anuncios muy sencillos y económicos, que además de texto incorporan una imagen, y que tienen múltiples variables de segmentación para que afinemos la puntería y encontremos a nuestros clientes. A continuación, vamos a analizar algunas ventajas y desventajas de los anuncios en Facebook en relación a AdWords, para que entiendas cómo sacar provecho a la hora de invertir en tus campañas.

VENTAJAS:

1- Segmentación avanzada, costos bajos. Facebook no se maneja por palabras clave. A la hora de diseñar un anuncio, el sistema nos pedirá que creemos un perfil de público al que queremos llegar. Por ejemplo, una tienda de artículos deportivos podrá crear anuncios específicos por producto, y destinarlo a su público ideal. Una universidad podrá crear anuncios de cursos de posgrado y destinarlos solamente a graduados universitarios de determinada edad y región. Si planificamos las cosas con cuidado, tenemos en nuestras manos una poderosa herramienta. Además, el clic en Facebook suele ser más económico que en AdWords. Con un presupuesto modesto, podemos crear una campaña efectiva destinada a un gran número de personas.

2- Visibilidad a nivel masivo. Si lo que queremos es darle publicidad a nuestra fanpage, y popularizar nuestros contenidos, solo tenemos que crear una campaña para promocionar nuestros posts. Aquí Facebook funciona a la perfección. En lugar de pautar por clic, volveremos al viejo método de CPM (Coste Por Mil), típico en las campañas de banners. Facebook mostrará nuestros anuncios con una celeridad asombrosa, al público que nosotros hayamos segmentado. En unos pocos días, veremos acrecentar nuestra base de fans.

3- Variedad en el tipo de anuncios. Los anuncios de textos en Google, sobrios, simples, poderosamente relevantes, significaron, allá a principios de los 2000, una verdadera revolución frente a los molestos y repetitivos banners. Sin quitarle mérito a su innovación, tenemos que decir que muchas veces una campaña de SEM no es suficiente y tenemos que buscar otros canales donde promocionar nuestro negocio. Hoy en día, Facebook es un interesante medio. No solo porque nos permite utilizar imágenes, sino porque ofrece una amplia gama de anuncios, que incluye todo tipo de contenido patrocinado. Todo lo que posteemos en nuestra fanpage podrá ser convertido en anuncio. Post de fotos, videos, ofertas, eventos, encuestas… Con la incorporación de las “historias patrocinadas”, la marca llega a los usuarios “recomendada” por sus propios amigos, por lo que los anuncios han sumado una nueva dimensión: la social.

DESVENTAJAS:

1- Baja tasa de conversión. Leads de menor calidad. Si bien Facebook resulta muchas veces más económico que AdWords, no se trata del mismo público. No es lo mismo una visita de alguien que está buscando nuestro producto en el buscador, que la de alguien que está chateando con sus amigos en Facebook y ve de casualidad nuestro anuncio. El interés es otro. La tasa de conversión es necesariamente más alta en Google. Muchos anunciantes que utilizan ambos canales con campañas de un presupuesto considerable, a la hora de sacar conclusiones, comentan que los contactos provenientes de Google suelen ser de “mejor calidad” (más propensos a convertir, menos volátiles). Esto es porque realmente están interesados. La intención de búsqueda sigue siendo el caballo de batalla de Google. Algo que lamentablemente Facebook nunca podrá igualar.

2- Falta de profesionalización. Reglas poco claras. Facebook se ha incursionado hace algunos años en el mundo de la publicidad. Todavía está lejos de haber desarrollado un modelo complejo como el de Google, que tiene un centro de ayuda online, exámenes de certificación, políticas publicitarias claras, programas de asociados (AdSense, Google Engage), eventos, cupones de descuento… A la hora de crear una campaña en AdWords, tenemos múltiples vías de consulta sobre un tema en particular, sabemos las reglas que impone Google por lo que podemos anticiparnos a la aprobación o rechazo de un anuncio, y en el caso de tener un problema, nos podemos poner enseguida en contacto telefónico con alguien que aclarará nuestras dudas. Facebook no posee nada de esto. Incluso los grandes anunciantes tienen problemas a la hora de ver aceptados sus anuncios. Muchos se rechazan aduciendo reglas poco claras. No hay ayuda en línea, no hay manual, no hay programas profesionales. Es más bien ensayo y error.

3- El clic deja de ser una métrica relevante, ya que su valor no es homogéneo. En AdWords, sabemos que un clic significa una visita a nuestro sitio web. Cuando hacemos publicidad en Facebook, esto no es tan lineal. Si usamos los anuncios más simples (imagen y texto que anuncian una url externa a Facebook), si se cumple esta equivalencia clic = visita. Pero si queremos anunciar nuestra fanpage, el sistema tomará prácticamente cualquier acción realizada por el usuario como un clic (un “me gusta”, una visita a la página, una vista de una foto, un comentario, etc). Así, la métrica clics deja de ser relevante a la hora de estimar costos. Ya que un mismo usuario puede realizar muchos clics en un mismo anuncio. El sistema los contabilizará todos. Es por eso que en pautas destinadas a promocionar páginas internas a Facebook, es mejor pautar por CPM. En primer lugar, porque el anuncio se mostrará más (Facebook privilegia las ofertas de CPM sobre las de CPC); y porque terminaremos pagando menos a largo plazo, ya que no importarán los clics que un mismo usuario realice sobre un anuncio.

Espero este artículo te haya sido útil para entender un poco más sobre los anuncios en Facebook, analizando sus puntos fuertes y débiles.

The following two tabs change content below.
Memo Lalo
Que tal soy Memo, apasionado del marketing digital y el comercio electrónico, ojala mis consejos te ayuden a vender mas.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *